El Gobierno está lleno de gilipollas y piensan que el resto de la sociedad es tan gilipollas como ellos, o al menos eso deja entender cuando anuncia a bombo y platillo que exigirá a las operadoras un mínimo del 80% de la velocidad del ADSL contratado por el cliente.

ZP y Sebastián, vaya dos patas para un banco...

ZP y Sebastián, vaya dos patas para un banco...

Esta noticia ha sido recibida por los medios afines al partido en el poder como una demostración más de su capacidad de liderazgo, su iniciativa sin precedente, su defensa de los pobres consumidores…

Está bien, está bien. A partir de hoy hagamos todos lo mismo que el Gobierno y ofrezcamos sólo el 80% de lo que tenemos contratado.

Mañana mismo le digo a mi jefe que sólo iré a trabajar el 80% de las horas que me corresponden, pero tampoco podré quejarme cuando en el mercado el carnicero me despache 800g de ternera cuando yo le pague 1Kg…

Cómo que sólo le exige el 80% del ancho de banda contratado? Y el resto??? Esta ley estaría bien si se le obligara a las operadoras a hacer un test previo del estado de la línea que contrata el ADSL y luego cobra en función del servicio que pueda ofrecer al cliente, pero ni el 80%, ni el 90% ni nada de eso. Que te cobren sólo por el servicio que te ofrezcan, el resto se llama estafa!!!

Quisieron maquillar la noticia al anunciar también que no pondrán trabas al intercambio de información a través de los programas p2p. Muy bien, pues que le diga a Jazztel, Telefónica, Ono… que desbloqueen los puertos que tienen baneados para reducir el tráfico de programas como eMule, BitTorrent…

Lo dicho, nos llaman gilipollas a la cara y encima los hay que se alegran por las migajas que recogen.

Queremos un Gobierno que no nos mienta (Rubalcaba dixit).