Creo que ya he tocado en alguna ocasión esta polémica, pero la reciente noticia que os dejo a continuación ha vuelto a remover las ascuas de este encendido debate:

La Consejería de Educación envía circulares a los centros en las que explica que su nuevo libro de estilo hace innecesario el uso explícito del femenino

Alguien ha debido de leerse la nueva Gramática de la RAE y ha descubierto lo que he repetido muchas veces:

Las palabras no tienen sexo, tiene género.

Por tanto, el término «ciudadano» no es un término machista. Simplemente es un masculino, igual que «la silla» es femino e «idiota» es de género neutro.

La expresiones que ya se han convertido en habituales de mencionar siempre los 2 géneros cuando se hace referncia a un término es absurdo  y demuestra un enorme desconocimiento de la gramática castellana.

Hay una tercera vía, que es usar el término más englobador, en lugar de ciudadano y ciudadana se recurre a «ciudadanía» y así te quitas de encima a las feministas progres de manual. Pero claro, hay señoras que se sienten enormemente ofendidas porque una concejalía de educación pida a sus centros escolares que usen correctamente la gramática, que no es machista, sino que diferencia las palabras por género.

En un escrito coloquial es habitual que alguien añada la @ como fusión de los 2 géneros (nosotros mismos lo hemos hecho en la web soybetico.es donde usamos una arroba para que las camisetas se puedan leer «SoyBético» o «SoyBética»). Pero eso es jugar con una tipografía, no querer estandarizar el uso de la arroba como nueva letra del alfabeto. Además, recuerda que cada vez que escribes una palabra donde incluyes la arroba le estás jodiendo a los invidentes que utilizan reconocedores de texto cuando se conectan a internet (y son muchísimo, créeme).

Pero si aún así hay gente que se siente oprimida por el brazo machista de la gramática española, le invito a que desde hoy comience a utilizar un nuevo género, el género tonto. Sustituyan siempre las O y las A finales por la letra E. Así todo sonará neutro, y en poco tiempo todos entenderemos frases como ésta:

Mi hije está cansade y se ha quedado dormide.

No suena mal, es muy poco mainstream y para los hipsters que disfrutan estando a la última puede ser un signo de distinción a partir de ahora cuando escriban sus artículos de opinión (indie por supuesto).

Una vez que se vuelva un hábito aceptado por la sociedad se puede presionar a la RAE para que cambie su gramática, luego ya será cuestión de pocos años que se puedan rebautizar las profesiones y los nombres de los objetos que tenemos por casa.

Así podrás ir en tu coche o pedir a une taxiste que te lleve a casa de le pareje de tu hermane. Lo malo será cuando llegues al hospital y le enfermere no sepa quien es tu sobrine ni sepa decirte si es niñe o niñe. En 25 años no habrá géneros masculino y femenino, dejaremos sólo uno, el único válido que no es opresor con las minorías: el género tonto.

Publicado por cavalleto

Sátiro de nacimiento, trabajo como técnico en una multinacional de biotecnología. Escribo en este blog personal desde 2004. Aquí saco a pasear el látigo de vez en cuando.