La Fuente Mortal de Alexander Calder

Estamos acostumbrados a ver fuentes en edificios públicos, parques y colegios. En algunos casos son para uso humano y otros por simple decoración. En este caso te voy a hablar del artista Alexander Calder, que donó a la Fundació Joan Miró (BCN) una fuente que en lugar de utilizar agua hacía uso de mercurio líquido puro!

Por suerte alguien se dio cuenta del peligro de tener una fuente de estas al alcance del visitante, ahora hay una mampara que evita que lo toquen o respiren sus gases tóxicos.

La historia de esta fuente se remonta a la Exposición de París de 1.937, donde estaba presidiendo la entrada al pabellón de España, compartiendo sitio con el Guernika de Picasso. Posteriormente fue donada por Calder a la Fundación Joan Miró donde se encuentra en la actualidad.

Para su construcción se trasladaron 5.000kg de mercurio extraído de las minas de Almadén (Ciudad Real), el mayor yacimiento del planeta, de donde se calcula que han salido una tercera parte de todo el mercurio que ha consumido la humanidad en todos los tiempos.

Existe una réplica de menor tamaño y con mercurio que no es de Almadén, hasta ahora estaba en Nueva York pero se está negociando para trasladarlo al Museo Reina Sofía (Madrid) donde quieren recrear el pabellón republicano que se exibió en Paris en 1.937.

Orgullosamente ofrecido por WordPress | Tema: Baskerville 2 por Anders Noren.

Subir ↑