La diferente vara de medir el racismo si eres una persona anónima o una tuitstar

Cuando los comentarios racistas los lanza una tuitstar, no pasa nada. Así de simple. Nada. Da igual que esos comentarios los hayan leído más de 75.000 personas. En su momento nadie le hizo la foto, no le pillaron como a la racista de La Llagostera, nadie le ha despedido de su trabajo ante el revuelo mediático.

El mayor Zas en toda la Boca a los racistas del fútbol

Si este tipo de gestos fueran más habituales ante los racistas del fútbol, entonces de verdad se empezaría a atajar el problema de raíz. Cuando un tío haya pagado 100€ para ver un partido del Real Madrid, al primer grito racista hacia Marcelo se fueran todos los jugadores al vestuario, ya verás como se lo piensa la próxima vez antes de hacer el mono.