A los gigantes de la animación como Pixar, Disney, Dreamworks o Sony se les acaban las ideas. Están aplicando el método de trabajo que usaba la banda de mi pueblo. Cuando el del bombo le preguntaba al director:

– Maestro, ¿y ahora qué tocamos?

– ¡Lo mismo pero más fuerte!

Se les acaban las ideas, cada vez es más difícil reconocer el autor de una película de animación porque hasta están imitando el tipo de dibujo y ya no digamos el tipo de animación. Pero no está todo perdido, queda una esperanza, se llama Birdbox Studio. Este estudio de animación está asentado en Londres, lo que les aporta distancia de los grandes americanos, y será quizá porque además saben aplicar el sentido del humor británico (lo que viene siendo el humor de Mr. Bean) que me han conquistado. Soy fan absoluto de todos sus cortos (y anuncios, que ya tienen varios), ya os puse su corto PubDog que es sencillamente genial.

Si te gustan los chistes rápidos, humor blanco pero que siempre funciona, te van a encantar los cortos de Birdbox Studio. Un ejemplo, su último corto:

CarPark