Cuando la versión es mejor que la canción original

Algo que caracterizará a la primera década del s.XXI es su excaso nivel creativo, donde la originalidad brilló por su ausencia y donde la versión fue la tendencia predominante tanto en el cine, la música e incluso en la fotografía.

Sólo hay que mirar la cartelera de los últimos años para encontrar versiones de películas clásicas o filmadas en otros países que no sean EE.UU., que a su vez nos vuelve a vender el producto y nosotros cual borregos, volvemos a pasar por taquilla para ver de nuevo una película que ya vimos (véase Abre los ojos y Vanilla Sky, o REC y Quarentine).

Con la música sucede tres cuartos de lo mismo, cuando no es un recopilatorio de los grandes éxitos, es un disco de versiones, un disco de duetos, remezclas, caras b, lo mejor de lo mejor, los singles más vendidos… Siempren nos venden el mismo material, editado, remasterizado, adulterado…

Pero con la música tengo una debilidad. Reconozco que me gustan mucho las versiones de grandes éxitos tocados con otros instrumentos, otros ritmos, etc.

El último caso en el que la versión me gustó más que el original es la canción Hot’n’Cold de Katy Perry:

Que ha sido versionada por un grupo ruso llamado Los Colorados (wft?):

Que la copia sea algo habitual en la moda lo puedo entender, pero que ésto ya sea algo habitual en el cine y la música no me termina de convencer.

Luego aparece un grupo nuevo y diferente y no le prestamos atención porque no suena a nada reconocido, por lo que se queda para las colecciones de los culturetas que escuchan todo lo que se publica en el mundo de la música.

Publicado por cavalleto

Sátiro de nacimiento, trabajo como técnico en una multinacional de biotecnología. Escribo en este blog personal desde 2004. Aquí saco a pasear el látigo de vez en cuando.