Los famosos saben sacarle partido a su popular rostro. Un claro ejemplo lo encontramos en los actores y modelos que desde hace unos años también utilizan su imagen para publicitar ciertos productos. Se trata de una estrategia de márketing que suele tener un gran impacto en las ventas de lo que anuncian y en sus bolsillos y que, en muchas ocasiones, no está exenta polémica.

Uno de estos anuncios lo ha protagonizado la modelo y empresaria Kim Kardashian en la última Super Bowl, el acontecimiento del año más caro y esperado para anunciarse.  Kardashian fue la elegida por la compañía de teléfonos T-Mobile para anunciar sus tarifas de datos mientras se fotografiaba con el móvil y aseguraba que era una pena que tantos datos se quedaran sin utilizar.  El spot ha conseguido más de 4 millones de reproducciones y, eso sí, ha generado una gran polémica en las redes sociales.

También en la Super Bowl impactó el anuncio del juego para móviles Clash of Clans protagonizado por el actor Liam Neeson. Tras quedar arrasada su aldea, y explotando su actual fama de héroe vengativo, el conocido actor asegura que se vengará de sus rivales de juego. Es, sin duda, un anuncio divertido y muy comentado.

Aunque si hay un juego de estrategia que se ha popularizado gracias a sus anuncios ése es Game of War, que ha contado con la voluptuosa Kate Upton para promocionarlo y animar al público, especialmente al masculino, a convertirse en su héroe. Sus anuncios se han emitido más de 9.000 veces en programas americanos y, aunque los creadores del juego se gastaron 80 millones de dólares en esta campaña, ya han doblado sus ganancias. La modelo guerrera les ha hecho ganar un millón de dólares al día y ha supuesto una revolución sin precedentes en el número  de descargas del juego.

Otro guerrero, pero en este caso ataviado con peluca y jugando una partida de ping-pong, nos sorprende en el anuncio de la cerveza Bud Light, de Budweisser. Nos referimos al conocido Arnold Schwarzenegger que sorprende a un joven normal que vive la noche más loca de su vida rodeado de rostros conocidos y con alguna que otra mascota como compañía…  Es un spot extremadamente divertido y alocado.

En el mundo del deporte, Rafa Nadal se ha llevado la palma en cuanto a colaboraciones publicitarias gracias a la conocida marca de póquer PokerStar. Ha aparecido en multitud de anuncios simpáticos basados en la idea de cámara oculta. Lo cierto es que las marcas de póker y casino están ganando presencia en España, especialmente en internet. Es que hoy en día ya es posible jugar a la ruleta o las tragaperras en casino online espana desde cualquier dispositivo móvil.

Otro anuncio simpático es el que interpretó en 2012 la actriz Salma Hayek, a quien no le importó ponerse un bigote blanco o intentar ordeñar una vaca para animarnos a que no nos saltemos el desayuno. La industria lechera buscaba cambiar las estadísticas que aseguraban que uno de cada cinco americanos se saltaba la comida más importante del día, el desayuno.

Diferentes rostros para diferentes productos y estilos de anuncios. Pero su objetivo es el mismo, captar la atención y atraer la mirada de los espectadores. Con peor o mejor crítica, todos lo han conseguido.