El prestigioso galardón del Gilipollas de la Semana va en esta ocasión rumbo a Miami, y la premiada se llama Penélope Soto. Esta chica estaba compareciendo ante el juez tras ser detenida por posesión de Xanax, y el juez le impuso una fianza de $5.000. La chica se despidió del juez con un descarado “Adios” (en español) y el juez le sube la fianza a $10.000 y se despide esta vez él con otro “Adios”. La chica reacciona como una auténtica gilipollas y le hace la peineta al juez mientras le dedica un lacónico “Fuck you”. El juez le vuelve a llamar y le condena a 30 días de prisión por desacato al tribunal.

Esta chica acaba de aprender que cuando estás delante de un juez lo mejor es cerrar la boca y dejar las manos quietas.

P.D: Creo que por parte del juez hay cierta chulería, doblarle la fianza por un simple “adios” me parece un abuso. Todo sea dicho.