Bueno, muy bueno. Este corto de César Sabater ganó el premio de la Mostra de Valencia 2010 y destaca por unos geniales títulos de crédito y una historia breve pero muy amena. Y si, doy fe que está basada en hechos reales, más de uno ha vivido una historia similar:

Vía | @victorianoi