Quién tiene miedo a la crisis? Quién piensa que puede quedarse sin trabajo pronto?

Pues lee atentamente porque te voy a dar una serie de trucos e ideas para aprender a vivir del cuento incluso en los periodos de crisis, que es justo el momento donde mejor se puede vivir sin dar un palo al agua:

  1. Hazte de un partido nacionalista: No hace falta decir siglas, vale cualquier partido que pida cosas imposibles, que viva en un mundo paralelo y que juegue con los sentimientos de la gente. Que en su discurso tenga la recurrida frase de que si no estás conmigo es que estas contra mi. Quieres ejemplos? No verdad, no hace falta. Todos conocemos políticos de todos los colores que en la vida civil no servirían ni para picar piedras, pero que con el rollo de la política llevan una vida a cuerpo de rey y tendrán una pensión digna de un marqués.
  2. Monta una empresa de energías alternativas: Vale, esta opción no es tan económica como la otra, porque para ser político sólo necesitas tener la cara dura como el cemento, poca vergüenza, el sentido del ridículo atrofiado y la desfachatez del tamaño de la catedral de Sevilla. En el caso de las renovables se trata de un negocio que vive sólo y exclusivamente de las ayudas de los distintos gobiernos. Ninguna huerta solar, ningún parque eólico es rentable para la sociedad porque venden los kw de energía que producen (si es que producen lo suficiente) a un precio mucho mayor que las centrales hidráulicas, porque a ese precio hay que sumarle un porcentaje a modo de subvención. Por ejemplo, un embalse vende el kw de energía a 4 euros, pues a una central eólica se le compra a 8. Sabes qué trucos utilizan para vivir del cuentos? Montan una fábrica de lo que sea, pero que consuma mucha energía. Esa energía que en principio la gastarían fabricando sillas (por decir algo) en realidad la reconducen a los parques eólicos y la revenden, así que compran a 4 y venden a 8!!! Menudo negocio!!!
  3. Economía sumergida: Qué gran tradición en economía sumergida tenemos en nuestro país! Quién no conoce a alguien que trabaje sin contrato, que haga chapuzas y no declare sus ingresos? Yo conozco familias enteras que trabajan todos sus miembros y además cobran subsidios por desempleo. En este caso no sería vivir del cuento porque a fin de cuentas trabajas, pero si en una familia de 6 miembros, hacen esto 3-4 de sus miembros, el resto puede vivir sin dar un palo al agua gracias a los subsidios y prestaciones familiares.
  4. Funda una ONG: Aprovéchate de la gente de buena voluntad, sácales los cuartos mediante campañas publicitarias en prensa, radio, tv e internet. Ingresa las donaciones en cuentas opacas de paraísos fiscales, además de forrarte tendrás la admiración y el reconocimiento de la sociedad. Con un poco de suerte le pondrán tu nombre a una calle y en tu pueblo te nombrarán hijo predilecto. Lo mejor de todo es que hay ONG’s para todo, ya sea por la pobreza, la droga, los animales…
  5. Aprovéchate de unos emprendedores: Quién dijo que para hacerse rico hay que ser honrado, inteligente y tener títulos universitarios? Nada de eso. Tú busca en alguna reunión de emprendedores de internet algún proyecto que tenga buena pinta, les prestas dinero para que desarrollen el negocio y cuando sea un éxito lo vendes a unos inversores japoneses. A los que tienen las ideas y los conocimientos les das unos pagarés “Ya-si-eso-yo-ya…” y tú a vivir del cuento.
  6. Monta un foro porno: Vamos al grano. Monta un foro porno, consigue que miles de usuarios lo llenen de material subido por ellos mismos, capturas de pantallas, scans de revistas… Cuando tengas un tráfico y un volumen de material importante, lo haces privado y quien quiera acceder que pague. Me sé de un calvo que le va genial con este invento y ahora vive del cuento al otro lado del charco.
  7. Únete a un grupo marginal: No voy a ser muy específico pero vamos, que todos conocemos un grupo de ciudadanos marginales, que saben que viviendo en chabolas tarde o temprano el ayuntamiento de turno les dará un piso gratis. Otros en cambio se levantan cada día a las 7 y tienen que pagar hipoteca (vaya tontos). Además, si alguien te recrimina que no trabajas, que vives así porque es lo fácil… Tú ni caso, le llamas xenófobo y encima le sacas un dinero gracias a la ayuda de alguna ONG. No es descartable fusionar los dos negocios: grupo marginal + ONG antixenófobos. Puede ser una “enjoy-venture” de lo más beneficiosa, en ambos casos las posibilidades de vivir del cuento se multiplican por dos.
  8. Acuéstate con un famoso: Y quien dice famoso dice el amigo del socio del que montó un chiringuito el verano pasado con el que se enrollo con la presentadora del programa de máxima audicencia. En este campo todo vale. Se la chupas una noche a un gilipollas y luego a pasear por las diferentes emisoras siguiendo un estudiado planteamiento: Primero das la exclusiva, luego el famoso lo desmiente, luego vuelves a confirmar la noticia, luego el famoso te amenaza por la vía judicial, luego hay un careo en el plató, luego los contertulios se posicionan a favor de una y otra parte… Según tus dotes para el mundo del espectáculo este chollo puede ser más o menos productivo y duradero. Hay algunos expertos como Belén Esteban, Yola Berrocal, Sonia Monroy, Malena Gracia, Conde Lequio, Nuria Bermúdez… Lo que es trabajar no trabajan mucho, pero vivir del cuento lo han sabido hacer como nadie.
  9. Hazte actor/actriz: Con todos mis respetos son los únicos que llevan a mucha honra aquello de vivir del cuento, porque viven de los cuentos que interpretan. Da igual si lo único que les preocupa en la vida es salir guapos en un primer plano y si les encanta maquillarse cada mañana antes de rodar. Si no valen o no tienen fotogenia siempre se puede recurrir a los puntos 4 y 8 que absorbe gran cantidad de candidatos que fallaron al intentar vivir del cuento siendo actores.
  10. Vendedor profesional de bulos y leyendas urbanas: Viendo el nivel medio de las nuevas generaciones de periodistas la idea de vender noticias falsas y leyendas urbanas puede resultar altamente rentable. Hoy ya nadie contrasta las noticias, no busca la fuente original de la noticia, todo vale para llenar páginas y si tienes suficiente imaginación puedes vivir del cuento durante muchos años. Se lo recomiendo sobre todo a los bloggers que semana tras semana lanzan memes a seguir. Seguid así amigos, tenéis un gran futuro por delante.

Se te ocurren más opciones para poder seguir viviendo del cuento en tiempos de crisis? Mi sueño siempre fue llegar a ser eurodiputado y vivir como el puto amo, con sueldazo, dietas y viajes por todo el mundo… Cualquier cosa con tal de poder seguir viviendo del cuento.