Llevaba 4 años tonteando con el descenso y a la cuarta ha sido la vencida.

Donde están ahora los que lanzaron las cortinas de humo de la venta a los abuelos de BSport, a los que vendieron a bombo y platillo la venta al jeque árabe, los que hablaban de Luis Castel como el nuevo salvador del Betis… Todas estas ratas están ahora escondidos, ni los maporreros de la radio oficial de Lopera a la que llaman Radio Betis (y deberían lavarse la boca cuando lo dicen) son capaces de dar ahora la cara. De hecho desde que el equipo a descendido sólo están emitiendo música del centenario del Betis… Vergonzoso, no son capaces de dar la cara ni en una situación así.

El año que viene en Segunda División habrá que hacer caja vendiendo jugadores que todavía tienen cartel aunque para mi los tendría jugando en regional preferente. En el año 2.000 ya hizo dinero vendiendo a jugadores como Alfonso y Finidi, este año venderá a jugadores como Emaná, Oliveira, Ricardo, Nelson, Mehmet Aurelio… Lo peor es que a día de hoy no hay jugadores de la cantera como para hacer una plantilla nueva, algo que si había en el último descenso y por eso sólo pasamos un año en el infierno.

El Betis funciona muy mal como club, todo pasa por las manos de Lopera (cabrón), los jugadores se sienten de tercera división al ver las instalaciones que tiene el equipo, los aficionados son los únicos que nunca fallan, que hoy pasaron por caja pagando entrada en el partido más importante de los últimos cuatro años y que el año que viene volverán a pagar para ver a su equipo del alma jugando en segunda división (espero que sólo dure un año el descenso), jugando en un estadio que sigue en ruínas, que lleva 9 años esperando que Lopera acabe el estadio con el dinero del Betis, porque Lopera nunca ha puesto dinero de su bolsillo, sólo avaló las operaciones y todo se pagó con los ingresos que llegan al club por varios conceptos (tv, entradas, patrocinios, venta de jugadores…).

El año que viene no veremos al Betis en la tv, los medios ya no darán tanta cobertura a las noticias que rodean al equipo y eso lo pagarán los aficionados que se verán menospreciados.

No soy de los que piensa que por bajar a segunda la cosa vaya a cambiar, no creo que Lopera vaya a hacer nada. Aguantará como pueda, cambiará los cromos, comprará un nuevo collar pero seguirá siendo el mismo perro de siempre.

Lo único que deseo en este momento es que el año que viene volvamos a Primera División, sólo eso. El resto dudo que cambie porque los béticos llevan muchos años anestesiados y no están dispuestos a hacer nada. Sólo unos pocos que demuestran su beticismo manifestándose cada miércoles frente al domicilio de Lopera de forma pacífica, esos son nuestros héroes.