Creo que ha sido uno de los regalos de estas navidades, al menos se podían encontrar en todos los centros comerciales donde ibas de compra, la cafetera Dolce-Gusto.

DolceGusto

Lo primero que hemos comprobado es lo sencillo de su manejo, sólo tienes que llenar el depósito con agua, meter la cápsula y comenzar a hacer el cafe. Creo que el proceso completo no tarda más de 2 minutos.

La calidad del café es mejor que la media. Hemos probado el expresso descafeinado y el capuccino, ambos tienen un sabor a cafetería increíble, y si le pones un poco de cacao sobre la espuma del capuccino ya lo dejas de categoría.

En la caja viene un código para que te registres en su web y acumules puntos, de inicio te regalan 250 y en las cajas de cápsulas que compres también encontrarás un código (con 20 puntos) que luego podrás canjear por los objetos que venden en su tienda online (tazas, vasos, jarras…).

Hace tiempo estuvimos a punto de comprarnos la cafetera Nespresso pero el hecho de tener que comprar las cápsulas por teléfono, online o ir al Passeig de Gracia nos pareció un atraso y un engorro, además la cafetera era muy cara y decidimos abandonar la idea.

En cambio la Dolce-Gusto no tiene esos problemas, el precio es mucho más económico (entre 115€ y 149€, según donde la compres) y las cápsulas las puedes comprar en cualquier supermercado (4,25€ la caja de 16 cápsulas).

Tanto las máquinas de Nespresso como las de Nestlé Dolce-Gusto (fabricada por Krups) hacen un café estupendo, con mucha espuma gracias a un sofisticado sistema de presión, pero parece que la Nespresso está destinada a un público más elitista. En cambio las cápsulas de Dolce-Gusto la puedes comprar en cualquier supermercado, así que demuestra que su público es más generalista.

Es una cafetera perfecta para parejitas o familias de pocos miembros, porque si sois muchos en casa y tenéis que hacer café para todos creo que el precio de las cápsulas será un problema. En cambio para gente como nosotros que nos tomamos un café al día como mucho, quizás le venga bien tener un coffee-shop en casa. Cada café te sale por menos de 0,30€ y mejora al de muchos bares donde te cobran más de 2,50€ por un capuccino sin espuma.

Además, no ensucia nada, la cápsula tal como se pone se quita y van directamente a la basura.

Cosas que no me han gustado por ahora? Pues por ejemplo que siguiendo las instrucciones de registro online que te aparecen en la caja llegas a la versión internacional que no te permite seleccionar el idioma español, así que probé a entrar en el mismo dominio pero con .es y entonces si que lo encontré. Por cierto, sólo funciona bien con IE, te aviso por si te pasa como a mi que uso Firefox y no conseguía registrarme.

Si no sabes qué regalar a ese compromiso familiar quizás ahora tengas una nueva idea, es algo cara pero resulta muy fashion por su diseño.

Otra curiosidad es que la misma cafetera varía de precio: si es negra o roja (más barata) y si es plateada (hasta 20€ más cara). Todavía no he logrado saber por qué pero quizás la gente que sea más pija tenga la cocina toda de acero, no sé la verdad…

Tengo que investigar si habría alguna manera e manipular las cápsulas para reutilizarlas con café de tu gusto, pero creo que usan una tecnología especial que no te lo permite, pero tiempo al tiempo, que yo con un cutter le meto mano a cualquier cacharro jeje.

Por cierto, esta cafetera necesita que te leas un poco las instrucciones, sólo un poco, lo justo, aunque siempre hay gente es torpe por naturaleza.

Feliz Navidad/ Bon Nadal.

Actualizo

Veo que este post es uno de los más visitados por los nuevos propietarios de esta cafetera. Tengo que avisar que este artículo se escribió hace más de 3 años y algunas cosas han cambiado (para bien).

El problema común de no encontrar el código de la máquina es responsabilidad de Nestlé. Tenéis que enviar un email de reclamación a nestle@nestle.es pidiéndoles un código para poder registrar la máquina.